Las 8 reglas de TODO freelancer para ser exitoso:

La actividad laboral independiente desde hogar «freelance» cada vez es mayor, esto se debe a que cada vez somos más personas que queremos ser dueñas de nuestro espacio laboral, de nuestro tiempo y por supuesto, de nuestras propias reglas.

A pesar de que este movimiento de empleo ha crecido muchísimo en los últimos años, las grandes empresas, los clientes «tiburón» e incluso la sociedad todavía no toman tan en serio esta nueva modalidad y es por eso que si te contratan, querrán abusar de ti tiempo, capacidades y salario.

Hoy te traigo 8 reglas para que te hagas valer como freelancer, potencies tus capacidades y amplíes tu propia marca.

1.La regla de ORO: Cobra lo que mereces y no menos:

Ya tienes una carrera, has tenido experiencia laboral y eres muy buena en lo que haces, ahora… COBRA y no permites que te regateen o que quieran hacerte «intercambios» de producto por tu servicio.

Investiga con tus pares cuál es el salario promedio y tú misma saca el valor de tus servicios, considera cosas como: si vas a rentar un espacio para trabajar, tu plan de internet, el transporte que utilizas, los programas y licencias en los que has invertido, etc.

2. Tiempo, tiempo, tiempo:

Ser freelancer no quiere decir que debes de estar disponible las 24 horas del día y los 7 días de la semana sin parar y eso lo tienen que entender tus clientes. Eres una empresa, que abre a cierta hora y cierra a cierta hora, se vale que tengas vacaciones y si es que gustas, días feriados.

Es por eso que te recomiendo establecer un horario de trabajo y pautar espacios para comer y como dicen por ahí «airiarte». Ya una vez teniendo esos tiempos establecidos, puedes organizarte en los diferentes proyectos en los que estés trabajando, además de que no permitirás que ningún cliente abuse de tu tiempo.

Además… no es sano estar todo el tiempo pegado a tu trabajo, desde que abres los ojos hasta que los cierras. ¡Específica tus limites y cúmplelos!

3. No eres todóloga y nunca lo prometas:

No sé porque los clientes creen que si te contratan para una cosa debes de hacer eso y otras cien cosas distintas a lo que se acordó en primer lugar por el mismo sueldo. Recuerda cuales son tus habilidades y capacidades y si crees que puedes cumplir con actividades adicionales, merecen ser cobradas como adicional. Ejemplo, si eres community manager, no eres vendedora. Si acordaste hacer un logo, no tienes porque hacer otros 4 favorcitos referentes a la marca. ¿Entiendes?

4. Recuerda siempre, siempre que ser freelancer no hace que tu trabajo valga menos, al contrario, tu trabajo, tiempo y dedicación valen y no porque no estás en una oficina o en un horario cerrado hace que tu trabajo cambie.

Eso del amor propio, impacta aquí gravemente. Lo que tu crees que vales, es lo que tus clientes van a percibir de ti. Si eres débil, dejas que te regateen, no pones límites, haces trabajos de más, no buscas crecer y no te das tu lugar, así te van a tratar.

5. Mantén tu mente e inteligencia activas:

Al ser freelancer tendrás mucha más oportunidad de seguir aprendiendo y ese es uno de tus más grandes beneficios a comparación de otros pares.

Aprovecha los cursos online gratuitos o invierte en aquellos que aunque cuesten pueden enseñarte muchísimo, date tiempo para tomar mentorias, leer libros, ver documentales, incluso a ir a cursos y clases presenciales que te ayuden a potencializarte y posicionarte como alguien importante en la industria. Siempre sigue aprendiendo, porque como dicen, podrán quitarte todo menos lo que has aprendido.

6. No dejes de hacer contactos:

Trabajar desde casa no quiere decir que te excluyas de la sociedad y de los eventos importantes de tu industria, intenta mantener contacto con tus compañeros de universidad o con tus colegas de tus empleos anteriores y procura codear y hacer nuevos contactos que beneficien a ambas partes para proyectos futuros.

7. Eres valiosa por lo tanto tu marca es valiosa y nunca deben fallarte los valores y principios básicos:

Recuerda que al ser freelancer, eres una marca, no importa de qué, pero cada marca siempre tiene que tener una visión y misión claras y por supuesto valores que se rijan con dignidad y honestidad.

Por ejemplo, debes cumplir con tus deberes como ciudadano, debes de ser responsable y por supuesto honesto con tu producto y/o servicio, procura buscar siempre cuidar del medio ambiente y sobresalta todos esos valores que te hacen ser una gran persona.

Sí, se diferente al resto. Trae nuevas ideas, no copies, no robes, no discrimines.. utiliza tu tiempo y tu talento para ser mejor y dar lo mejor… SIEMPRE, SIN EXCUSAS.

8. Usa contratos, la última pero no la menos importante:

Si bien ya te repetí hasta el cansancio que eres una marca, actúa como una. En estos contratos (que cualquiera de tus colegas abogados puede hacerte felizmente) debes establecer cosas como:

Qué es lo que se entregará cada mes o en cada proyecto, cuáles son las expectativas y pronósticos, cuáles son los horarios, cuáles son las actividades especificas que cumplirás, cuándo se paga (y si es que hay cargos adicionales), cuáles son las funciones que cada parte va a cumplir (yo como prestamista de servicio y del cliente), entre otros detalles importantes que una buena asesoría puede detallarte.

Espero te haya servido y recuerda, no debe de darte miedo emprender en tu propia marca y ejercer tu trabajo a tu gusto y forma.

Por: Sofia Salame

Anuncios

Author: Mujereologia

El blog que vino a revolucionar la vida de las mujeres, el guilty pleasure de los hombres.

Deja un comentario