Reflexión sobre el amor después de que me rompieran el corazón: ¿EXISTE?

¿Una idea falsa que nos venden desde pequeños? O ¿En realidad existe?

Hace algunos días, hubiera pensado que escribir sobre este tema sería un conflicto entre la razón y el corazón, hoy lo he decidido compartir, pues se que podrán sentirse identificados.

Siempre había creído en las “almas gemelas”, en el amor, en los “por siempre” y en los finales felices. En mi mundo color rosa, si quieren llamarlo así, no había cupo para las decepciones ni los corazones rotos. Hasta el día que llego ese “alguien” y me dejó caer al vacío sin nada que me salvara. Se preguntarán, ¿Qué es lo que piensas en ese momento?

En mi casa, distorsionaron el significado del amor. Comencé a creer que el amor era una expresión hollywoodense, un concepto inventado para vender literatura romántica y derechos de autor; para mí en ese momento, era una ilusión de vivir felices para siempre, fruto del miedo a estar solos. Es decir, ¿De qué sirve que la gente hable de amor, de romanticismo, del hallazgo de nuestra alma gemela, si después andarán por ahí rompiendo corazones o haciendo promesas que jamás serán cumplidas? Por eso me ponía a pensar si en realidad existía.

Tuve un gran conflicto con mis emociones, me preguntaba como después de haber tocado el cielo y sentir cosas que jamás me hubiera imaginado que existieran, ahora estaba tan sola tan rota, tan enojada y envuelta en un mundo tan gris que no me permitía ver la realidad. Tal vez no sepan si es bueno sentirse así y sé que alguna vez en su vida han experimentado la sensación de tener un nudo en la garganta o de sentir como que la vida nunca podrá seguir, y que jamás podrás sacarte esa desilusión de la cabeza ni del corazón.

No, nunca dejes que alguien llegue a tu vida a distorsionar el significado del sentimiento más puro y bonito del mundo: el amor.

Por más dañada que estés, cree en las personas buenas con sentimientos genuinos; la persona que te causó tanto dolor no es la única en el mundo. Claro, no puedo prometer que nunca volverá a llegar alguien más a hacerte daño, pero cuando eso pase, llora todo lo que tengas que llorar, al final tú ya sabes que de amor nadie muere, y que siempre tenemos la oportunidad de conocer a más personas, aprender de ellas, madurar.

Puedo decirte que algún día llegara ese alguien que te amará con todos tus defectos, sabrás que es él porque no existirán dudas, ni tendrán miedos. No lo busques, el amor llega solo, pero mientras estés en tu espera, ámate, haz de ti una persona buena, digna de amar y de ser amado.

En este proceso también me he dado cuenta que el amor se nos presenta todos los días en cosas simples como la sonrisa de tu papá, la risa de tus hermanos o una buena platica con tus mejores amigas.

No importa lo que suceda, aprende a andar por la vida con una sonrisa. Se fuerte y recuerda: alguien está hecho a tu medida, dale la bienvenida al amor con un corazón sano… Ama cuando estés listo y no cuando estés solo. Ya verás que será así cuando tu historia de amor se quede corta con todas las demás que has visto en la televisión, en el cine, o de las que has leído novelas, lo sabrás porque tu historia el real y comprobarás que, aunque no todo es siempre color de rosa, el amor no es más que dos personas disfrutando de cada color del arcoíris.

Colaboración de María José Rdz.

Fotografía de Isabella Parada

 

Author: Mujereologia

El blog que vino a revolucionar la vida de las mujeres, el guilty pleasure de los hombres.

2 thoughts

Deja un comentario