Tocar un instrumento te salvará la vida.

Esta historia comienza el día en el que compré mi guitarra, nunca pensé que ese momento cambiaría mi vida.

 

Pocos sabemos lo que es conectarse con un instrumento, pocos hemos presenciado los nervios que dan al pararse en un escenario y la emoción de haber hecho ese solo o ese riff que tanto nos había costado.

Cuando tomé mi guitarra, mis baquetas, mi bajo y lo conecté, cuando toqué esas primeras notas que me hicieron emocionar como ninguna otra cosa lo había hecho antes en mi vida, porque lo sentí en todo el cuerpo, porque se apoderó de mí, porque estaba creando eso que tanto me gusta: música.
Porque pocas personas – o ninguna-  saben lo que mi instrumento sabe de mí… porque a nadie lo he tocado con la misma pasión y nadie ha sentido mi dolor cuando lo único que quería era tocar y tocar por horas, nadie más ha sentido mi emoción al terminar un concierto, nadie más ha sentido esa energía.
 Nadie ha respondido más preguntas que mi instrumento, cuando de repente después de tocar una canición todo se ve más claro, cuando el consuelo de tocar por horas esa canción que siempre me llegó es más que el simple hecho de escucharla, porque ahora la hice mía, la interpreté, la toqué, a mi ritmo y a mi tiempo.
Tantas historias, tantos momentos a su lado, cuando llegó a mi casa y comenzamos a entendernos, cuando me di cuenta que con él podía lograr cosas que al principio no me creía capaz, es como si me estuviera gritando ¡podías hacerlo y siempre lo supe!
Incluso me salvó de cosas que él no causó como cuando por primera vez me rompieron el corazón o cuando toqué mis sueños a través de ese concierto, cuando por primera vez escuché los aplausos no sólo del público, sino de mi mismo, sintiéndome orgullosa por lo que había logrado…
Nadie sabe de mí lo que mi guitarra, lo que mi batería, lo que mi bajo.
Porque estoy segura de que todos los músicos nos sentimos así con respecto a nuestro arte y tenemos un amor insustituible a este, porque podemos escribirle canciones a personas que nos inspiren, pero todo será una excusa para construir un lazo con nuestro más grande amor a la música.
Es por eso que ser músico es algo muy especial, porque necesitas vivirlo para entenderlo, para poder saber qué se siente, y doy gracias al día en el que decidí aprender un instrumento, porque ese día invertí mi tiempo, mi energía y mi dinero en algo que marcó mi vida para siempre.
Pocas personas saben acerca de la conexión músico instrumento, pero todos escuchan el resultado de esto, aunque algo sí tendrás por seguro nadie sabe los secretos que guarda el tuyo.

Autor: Mujereologia

El blog que vino a revolucionar la vida de las mujeres, el guilty pleasure de los hombres.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s