15 cosas que aprendí de mis relaciones fallidas.

Conforme pasa el tiempo y pasamos por diferentes relaciones, y posteriormente las terminamos, nos damos cuenta de que no todo es tan malo como parece y hay lecciones realmente valiosas. Tal vez los primeros meses son de odio y resentimiento, pero cuando el perdón llega, esa venda de rencor en nuestros ojos , se cae y podemos ver que si una relación fue mala: nos dejó un importante aprendizaje, y si fue buena: nos dejó un bonito recuerdo.

1. Todo es temporal.
El dolor y una relación son temporales. Especialmente cuando no has vivido ni la mitad de tu vida; muchos se ofenden porque la promesa “para siempre” no se cumplió, bueno, es una ridículez, nada dura para siempre. Y esa es una realidad que hay que asimilar con el paso del tiempo.

2. Un asunto de dos, es de dos.
La relación se trata de dos personas queriéndose y sobre todo comunicándose. No debe haber terceros, nada de mensajeros ni espías; todo debe ser frente a frente, cara a cara. De ese modo se ahorrarán chismes y gente metiche que nuuuuunca falta.

3. Los celos son invitables, pero inútiles.
Es cierto, a veces es natural ponerse celos@ de alguien cuando está cerca de tu pareja, pero si hay reclamos por algo así, tendrán discusiones estúpidas que sólo van a desgastar su relación. Hay que saber cuando es bueno hacer un comentario y cuando no es necesario.

4. No tod@s son iguales.
Todos son distintos, todos tenemos diferentes formas de manejar una relación. No porque alguien te trate mal quiere decir que tod@s lo harán. Toma un tiempo darse cuenta, pero las formas de amar son diversas y ninguna pasa dos veces igual.

5. El físico es un extra.
Si, una cara bonita llama la atención. Un cuerpo bien formado aun más, pero lo que contiene el corazón y la inteligencia juntos son LO MÁS ATRACTIVO.

6. No des más de lo que recibes.
Suena feo ¿No? Pero es cierto. El amor es dar y esperar nada a cambio. Sin embargo, la reprocidad en el amor es importante; hacerle saber a esa persona lo importante que es para ti es esencial, sino podría ser que se canse de no recibir ni una atención.

7. Sacúdete el miedo.
El miedo a enamorarse es absurdo. Te aleja de personas que podrían brindarte algo increíble y te cierras a tu universo. No pasa nada, nadie se muere de amor.

8. Cerrar ciclos es importante.
Es triste terminar una relación, se forma un vínculo fuerte, pero saber decir adiós es sin duda alguna, la clave para poder mantener estabilidad emocional. Cerrar un ciclo es decir todo lo que no fue dicho, hacer algo que no hicimos antes y dejar ir.

9. La confianza lo es todo.
Sin confianza, no hay una relación. Si hay dudas, menos.

10. La inseguridad es indicio de un problema.
Si estás con alguien que te vuelve inseguro, que en vez de impulsarte, te hace sentir que eres incapaz de vivir sin esa persona, ESTÁS TENIENDO UN GRAVE PROBLEMA. Esto no traerá mas que co-dependencia a tu relación, haciéndola dañina.

11. Las redes sociales deben quedar fuera.
Solucionar un problema mediante Whatsapp, no es solucionarlo; tampoco tener una discusión. Quien te quiere, te busca en la puerta de tu casa y sin excusas habla las cosas claro, busca solucionar los problema que tienen. Ni un inbox, ni iMessage, ni Snapchat deberían estar involucrados en una relación; tampoco los likes de Instagram.

12. Extrañar es parte de superar.
El hecho de que extrañes a alguien, no quiere decir que debas volver a sus brazos. Es parte de seguir adelante.

13. Lo bueno siempre tiene que ser más que lo malo.
Tan sencillo como esto: si la persona con la que estás aporta cosas buenísimas a tu vida, si te hace sentir como en casa y todo lo bueno le gana a lo malo, lucha por esa relación. Si lo malo es lo que gana, entonces deberías considerar ponerle un punto final.

14. Perdonar una y otra vez, vuelve a la gente abusiva.
No debes perdonar todo, ni tampoco debes caer en el mismo juego una y otra vez. Cada ser humano debe mantener su dignidad, de lo contrario tomarán medida y harán lo que quieran porque saben que los perdonarás y las cosas no deben funcionar así. Eso es abuso.

15. Amar no es lo mismo que estar enamorado.
Amar es saber todo lo malo y bueno respecto a una persona y aceptarla, quedarse a su lado sin importar lo difícil que sean las circunstancias. Amar es impulsar a esa persona a ser mejor,  a luchar por lo que quiere; es dejar ser libre, no hay prohibiciones, es dejarse llevar y sorprenderse cada día. Mientras que estar enamorado, es sólo conocer el lado bueno, sin aún conocer los demonios de esa persona.

Es así como podemos darnos cuenta que no todo final tiene que ser malo, al contrario, debemos absorber lo bueno y dejar que lo malo nos de una lección. No es malo sentir dolor, eso quiere decir que eres completamente capaz de amar y que lo hiciste honestamente. Lo bonito también se acaba y por eso es bueno valorar antes de que se vuelva un simple recuerdo.

Supongo mis relaciones no fueron fallidas después de todo…

Texto por: Arte Jiménez

Fotografía por: Sofía Bravo @filmganesh.

Anuncios

Autor: Mujereologia

El blog que vino a revolucionar la vida de las mujeres, el guilty pleasure de los hombres.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s